Largometraje de egreso de Cine UDD gana Work in Progress del Festival de Cine de Valdivia

“La última frontera” se impuso en la categoría “Cine Chileno del Futuro” del Festival de Cine de Valdivia. El premio incluye financiamiento, postproducción y una estadía en el European Film Market de Berlinale.

“La última frontera”, largo de egreso de Cine UDD, tuvo un debut soñado fuera del ámbito puramente académico. La película codirigida por Fernanda Abarca y Andrés Opaso fue una de las ganadoras de la edición 25 del Festival Internacional de Cine de Valdivia, al llevarse la categoría “Cine Chileno del Futuro”.

“Ganar la competencia nos sorprendió totalmente, no lo esperábamos para nada, sobre todo porque las películas contra las que competíamos tenían dentro de sus equipos a gente con muchísima experiencia. Fue una muy grata sorpresa y creemos que fue producto del esfuerzo que cada miembro de equipo le puso al proyecto. Para nosotros haber ganado representa un nuevo punto de partida”, explicaron Fernanda y Andrés.

La instancia, organizada por el Festival de Cine de Valdivia en alianza con CinemaChile, Film Commission Chile, Dirección de Asuntos Culturales (DIRAC), Kiné imágenes y Sonamos, premió a la película con $ 960.000 pesos; la construcción del Master DCP (Gentileza de Kiné Imágenes); tres días de mezcla sonora 5.1 (Gentileza de Sonamos); y una estadía al productor de la obra, Martín Cabello, para el European Film Market de Berlinale, que incluye los gastos de estadía, pasajes y acreditación (gentileza de CinemaChile).

“Se trata de un premio muy importante, entregado por un jurado compuesto por curadores de los mejores festivales del mundo. El que haya sido nominada y premiada, la pone en una gran vitrina del cine mundial y le da la posibilidad cierta de hacer un recorrido internacional de buen nivel. Por otro lado, son jóvenes que revisitan -con ojos nuevos- la oscuridad de la tortura en la dictadura militar, para reflexionar cinematográficamente sobre ésta. Es una película muy valiosa para el cine chileno”, sostiene Marcelo Ferrari, director de Cine UDD.

“La última frontera” se creó a partir de la historia de Sandra Alarma, una estudiante de teatro que pasó del MIR a ser agente del Servicio de Inteligencia de la Fuerza Aérea y a quien el destino, años más tarde, puso frente a sus víctimas como maquilladora en producciones publicitarias. Sin embargo, el largo protagonizado por Francisca Walker, Mario Horton, Camilo Carmona, Daniel Candia y Francisco Ossa, evolucionó hacia un personaje que reúne también parte de la historia de otras militantes de izquierda quebradas por la tortura y quienes terminaron siendo colaboradoras de los aparatos de represión y exterminio de la dictadura.

La película comenzó su preproducción, como parte del proceso académico de los estudiantes de Cine UDD, en 2017 y fue filmada durante mayo de este año (MIRA LAS FOTOS DEL RODAJE AQUÍ). Fueron 30 jornadas de rodaje que incluyeron diferentes locaciones de Santiago, desde Farellones hasta barrios tradicionales y el ex Hospital San José. Todo un desafío de arte y producción para una cinta que retrata una época oscura de nuestra historia y que se vio recompensada con el WIP del Festival de Cine de Valdivia.

EQUIPO

Dirección: Fernanda Abarca y Andrés Opaso.

Asistencia de dirección: Elisa Rozas.

Dirección de fotografía: Matías Torres.

Cámara: Clara Gatica.

Gaffer: Andrés Pozo.

Dirección de Arte: Sofía Stipicic.

Ambientadora: Paloma Miranda.

Utilería: Camila Rebolledo.

Vestuario: Andrea Soto.

Sonido: Sebastián Moya.

Guión: Claudio Soto e Iñaki Goldaracena.

Montaje: Claudio Soto.

Producción general: Constanza Figueroa.

Producción ejecutiva: Martín Cabello.

Maquillaje: Claudia Huerta.

Compartir