Ricardo López sobre su intercambio: "todos han vuelto enamorados de la ESCAC"

Estudiante de 3er año de nuestra carrera cursará un semestre en la prestigiosa Escuela Superior de Cine de Cataluña (ESCAC), adscrita a la Universidad de Barcelona.

ESCAC

Desde que entró a Cine UDD beneficiado con la beca Puntaje Ponderado 100%, Ricardo López sabía que  entre una beca de alimentación o un intercambio, elegiría este último. Y desde hace un tiempo, sabía que ese intercambio debía realizarlo en Escuela Superior de Cine de Cataluña (ESCAC), adscrita a la Universidad de Barcelona (SITIO OFICIAL).

“Pretendía irme como egresado pero se abrió el cupo hace poco, y ya, se dio la oportunidad. De las universidades con las que tiene convenios la Universidad del Desarrollo, la ESCAC es mi favorita”, explica Ricardo, quien recibió formalmente su intercambio en una ceremonia donde también fue destacada Antonia Cárdenas, alumna de 4to año de nuestra carrera que hará su intercambio en University of San Diego (EEUU).

Las razones están la vista: la ESCAC es una de las pocas universidades del mundo dedicada solamente al cine, y es reconocida internacionalmente por sus programas completos y prácticos.“Es más fácil entrar por intercambio que directamente, porque piden portafolios y otros requisitos,  además la calidad de los profesores y los alumnos, es altísima”, advierte.

Ricardo comenzará las clases en Barcelona el 9 de septiembre, en una semana intensiva donde participan los alumnos de 1er año para hacer un cortometraje y conocerse. Luego tendrá ramos de 1er, 2do y 3er año, como Fotografía, Producción, Historia de la Ficción Televisiva y Prácticas audiovisuales, asignatura similar a los talleres de realización de Cine UDD.

Hablé algunos compañeros que han hecho su intercambio y todos han vuelto enamorados de la ESCAC. No sólo por el tipo de enseñanza, sino que también por la experiencia en rodajes, en un país con industria audiovisual y también la calidad de vida. Me siento preparado con todo lo que hemos aprendido en la UDD”, concluye Ricardo.

Compartir