Seminario sobre el valor de las Industrias Creativas en Chile

Organizado por la Facultad de Comunicaciones de la Universidad del Desarrollo, el encuentro contó con la participación de reconocidos invitados del sector cultural y artístico chileno.

 

El aporte que realizan las economías creativas al desarrollo y crecimiento del país es cada año mayor y mayormente reconocido. El 2,2% que aporta el sector creativo al PIB nacional, junto al impacto que genera en la imagen internacional de nuestro país, motivaron a la Facultad de Comunicaciones de la Universidad del Desarrollo a organizar el Seminario El Valor de las Industrias Creativas en Chile, que contó con la participación de destacadas figuras del ámbito cultural.

El encuentro se inició con la presentación del Subsecretario de las Culturas y de las Artes, Juan Carlos Silva, quien resaltó lo difícil que resulta valorar las industrias creativas con indicadores convencionales. “Es lo particular del sector cultural, donde los proyectos e iniciativas generan una externalidad positiva, es decir, un valor para la comunidad en general que excede al beneficio que podría reportar la contraprestación de un determinado aporte privado”, dijo Silva. “Por lo tanto, mientras más difícil sea reflejar el valor cultural en un valor económico, más se necesita y justifica la intervención del Estado en dicha actividad o industria.

El subsecretario se refirió también al desarrollo del Plan Nacional de Fomento a la Industria Creativa, el cual fue presentado en mayo de 2017, que tiene los siguientes desafíos: aumentar el reconocimiento del término economía creativa a un 30% de la población; contar con instrumentos de fomento focalizados en economía creativa, en instituciones distintas al Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio; aumentar en al menos un 50% la exportación de servicios creativos y mejorar la generación y disposición de información a través de la creación de un observatorio de investigación sobre economía creativa.

“El principal objetivo de este plan nacional es generar las herramientas necesarias para que los agentes culturales que están detrás de los proyectos creativos sean capaces de hacer crecer sus emprendimientos y que estos sean sustentables en el tiempo”, explicó la autoridad.

“Como pueden ver, los mundos de la economía y la cultura parecen más alineados que nunca. Son muchos los avances y desafíos de la economía creativa, sin embargo, ello no implica que debamos olvidar lo invaluable que resulta el mero hecho de la creación artística”, terminó diciendo el subsecretario.

Luego se realizó el primer panel de conversación sobre los “Motores de las Industrias Creativas”, es decir, quiénes son los que financian y mueven el sector. Quienes participaron fueron Felipe Mujica, gerente del Programa Estratégico de Economía Creativa de CORFO; Alejandra Ferrari, gerente general de ACHAP; Francisca Florenzano, directora ejecutiva de CorpArtes y Constanza Arena, directora ejecutiva de CinemaChile.

Todos coincidieron en destacar la importancia de las industrias creativas en lo que es la imagen e identidad del país y en la necesidad de trabajar la cultura desde la infancia. “Solo unas pocas personas pueden incorporarse al sector cultura en Chile. El desafío está en abrir esas oportunidades a todos, especialmente a los niños”, recalcó Francisca Florenzano, de CorpArtes. A cargo de moderar este panel de conversación estuvieron Carolina Mardones, decana de la Facultad de Comunicaciones y Sergio Gamboa, director de la carrera de Publicidad UDD.

Luego tuvo lugar el panel “Experiencias exitosas e inspiradoras en Chile”, en el que participaron Carmen Romero, directora ejecutiva de la Fundación Santiago a Mil; Chantal Signorio, directora ejecutiva de Fundación Puerto de Ideas; Irene Abujatum, directora de Feria Ch.ACO y Cristóbal Vial, director ejecutivo y fundador de Centro Mori.

Gestores de reconocidas iniciativas, los cuatro invitados coincidieron en que emprender en el área creativa no es fácil ya que requiere un financiamiento que no está. “La gente sencillamente no creía que una conferencia podía ser atractiva”, contó Chantal Signorio, quien anualmente realiza dos veces al año el Festival Puerto de Ideas en Valparaíso y Antofagasta.

“Los grandes proyectos tienen que partir de un sueño”, dijo por su parte Cristóbal Vial, quien hoy tiene cinco salas de Teatro Mori junto a sus socios actores Benjamín Vicuña y Gonzalo Valenzuela.

Irene Abujatum destacó la perseverancia y pasión que hay que tener en este tipo de emprendimientos y Carmen Romero se refirió también a la importancia de introducir la cultura en la etapa de la infancia. “Las audiencias se forman desde que las personas son niños y las artes no están incluidas en los planes de formación”, señaló la fundadora y directora de Santiago a Mil.

El segundo panel de conversación fue moderado por Karim Gálvez, directora de la carrera de Periodismo y Marcelo Ferrari, director de la carrera de Cine UDD.

Compartir